Años

Dicen por ahí que la memoria son los recuerdos del pasado tamizados por el presente, polaroids de ordinaria locura sin relato lineal, uno es aquel pero también este. ¿Pasado, presente, futuro? En esa argamasa encalla todo, círculos concéntricos y excéntricos que se alimentan, no hay núcleo ni fin ni principio de los tiempos. Las cosas están ahí, tan lejos y tan cerca que duelen y alegran; asoma una pared curva por sobre la penumbra, una voz, ese disco, aquel vaso de vino, unos pies desnudos, una avenida y un callejón, la imposibilidad de retenerlos aquí hoy y a la vez sentir el ruido del ascensor descendiendo como nave nodriza. No hay fórmulas, no hay manera, solo un deslizar y vuelta a pensar haciendo anagramas como hurones ciegos.

Salud. Nos vemos en Montauk.

La herida de Paris by Spinetta Jade on Grooveshark

1 comentarios:

Anónimo dijo...

... todo eso no es más que hojear cadentemente y detenerse sólo un rato en cada línea de nuestro libro de la buena memoria. Feliz Año, Fragi

Publicar un comentario en la entrada

top